Las corrientes filosóficas con las que podemos toparnos

Las personas usualmente, aun así, sin estar consciente de ello optan por una ideología o una corriente de pensamiento. Estamos en una posmoderna sociedad cuyas conciencias individuales se ven afectadas por todo aquello que experimenta y visualizan a través del pasar de los años. Las conclusiones pueden llegar a tener las oscilaciones de muchas corrientes de pensamiento establecidas dentro de la literatura o el pensamiento humano. Te comentaremos más adelante cómo toparte con éstas corrientes.

La cultura y la lectura nos dejarán en claro nuestra corriente

Aprendiendo sobre los movimientos literarios del pasado podemos enterarnos cómo nacieron éstas corrientes de pensamiento. Existirán características que ya están aplicadas en tu comprensión cognitiva del mundo que nos rodea. Leer intensamente puede crearnos una visualización mucho más abierta y crearnos más curiosidad, más preguntas, sobre cómo es que la vida es tan especial en la tierra. Concentrarnos en problemas reales que la humanidad lucha, y entender que existe una profundidad subjetiva en cada acción de los días, y que nuestras acciones nos definen mucho más concretamente que nuestras palabras, las explicaciones son necesarias para comprender y asumir está mal.

El nihilismo es una corriente de pensamiento, para poner un ejemplo. Fue afianzada por el filósofo Friedrich Nietzsche, donde se asume una especie de absurdismo más intenso donde al estar dentro de los parámetros del nihilismo, es que el universo fue creado para nada. La existencia es vacía en un propósito mayor al de disfrutar la conciencia como una forma de vida más del planeta. Es interesante conocer estos puntos de vistas que los más grandes han batallado por comprender por completo, haciendo de la literatura un objetivo de deseo de la sociedad moderna.

 

 

Autor entrada: Susan Cook